La ventaja que le sacan al Athletic sus rivales directos por el último billete para la Europa League vía Liga, teniendo en cuenta el rendimiento que estos han demostrado ser capaces de dar ante los mismos adversarios que les quedan por enfrentar durante la primera vuelta del campeonato, obligan al conjunto bilbaíno a realizar una jugada (casi) perfecta para rebasarles. Si Betis, Sevilla, Celta, Eibar y Getafe consiguen una recaudación parecida a la del mismo tramo de la primera mitad del torneo de la regularidad, necesitarán ganar como mínimo seis de los ocho partidos que restan hasta la conclusión. Además de rascar algo en los otros dos. El margen de error que existe en toda carrera de fondo, como es el caso de la Liga, se ha consumido por completo.

NOTICIAS RELACIONADAS

El gol de Brais Méndez en San Mamés, con los noventa minutos reglamentarios ya cumplidos, hicieron volar dos puntos que ya se daban por subidos al casillero bilbaíno después de ser superiores al Celta durante la mayor parte del encuentro. El empate final, que incluso pudo ser peor dado el drástico cambio de guion en los últimos minutos, arrasó la ya debilitada esperanza de pelear por un objetivo atractivo en la recta final de esta dura temporada.

Europa, en la coyuntura actual, es prácticamente una quimera para los pupilos de Kuko Ziganda. Las posibilidades de sacar un nuevo billete continental son tan reales como conquistar entre seis y ocho victorias en las últimas ocho jornadas por parte de un equipo que apenas ha podido cantar ocho en las treinta que se han consumido hasta este momento.

Y en el horizonte más próximo aparecen las temidas visitas a El Madrigal y el Santiago Bernabéu

Y en el horizonte más próximo aparecen las temidas visitas a El Madrigal y el Santiago Bernabéu. Conviene recordar que el equipo rojiblanco solo ha sido capaz de rascar dos puntos en sus últimas doce visitas al feudo del Villarreal, donde no gana desde febrero de 2004 con un solitario gol de Jonan García. La trayectoria reciente en territorio blanco todavía es más negativas. Doce derrotas consecutivas, desde el 0-2 (Iraola y Del Horno) de la 2004-05.

Las ínfimas opciones del Athletic pasan por sobreponerse a esas desastrosas dinámicas en dos de los desplazamientos más complicados de la Liga, porque de mantenerse la tendencia podrían verse matemáticamente descartados a cinco jornadas del final. En San Mamés, están obligados al pleno ante Depor, Levante, Betis y Espanyol. Lo mismo que en los derbis de Anoeta y Mendizorroza.

Ver en la fuente original.


Mundo Deportivo

Las noticias del FC Barcelona y del deporte hoy en MD: resultados de fútbol, partidos en directo, Real Madrid, Fórmula 1, motogp, Cristiano, Messi y más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *