Reconocía Berizzo , en su presentación como nuevo técnico rojiblanco, que la recurrencia de los periodistas y del propio presidente Urrutia en resucitar el ‘Bielsismo’ después de cinco años con técnicos de la casa era un lugar común. El afán de los nostálgicos de la mitad de aquel proyecto provocó que incluso la vuelta de Valverde se etiquetase como una cosmética evolución de la mejor versión del Athletic de Bielsa . A casi nadie le suele gustar asumir la carga complementaria de la comparación permanente con quien fue su maestro dentro y fuera de los terrenos y bien haríamos -profesionales, aficionados y periodistas- en abandonar desde la prudencia y el respeto al libre ejercicio de la profesión de entrenador esa nebulosa que confunde los tiempos sin esperar a que los hechos confirmen o desmientan anhelos del pasado.

En los primeros discursos ante los medios sorprendió la ausencia de preguntas y de manifestaciones acerca de los objetivos deportivos para esta nueva temporada

En algo sí parecen coincidir, en que “la idea es más importante que quién la ejecute”. Esperemos que el empecinamiento y la terquedad no formen parte de la herencia.

En los primeros discursos ante los medios sorprendió la ausencia de preguntas y de manifestaciones acerca de los objetivos deportivos para esta nueva temporada. En el contexto de la renovada exigencia que repite Urrutia, de superarse a diario y de mejorar como si hasta la fecha no se hubiese buscado, sorprende que todo quede reducido al procedimiento y no al objeto de su fichaje. Nunca está de más recordar que el Athletic debe pelear por Europa, que quedarse fuera complica al club, y que toda idea futbolística está expuesta a los resultados.

NOTICIAS RELACIONADAS

Mensajes de fácil digestión

A Berizzo solo le escuchamos apelar a la recuperación de una forma de jugar que conecte con la afición y que jugarán aquellos que hagan más méritos. Mensajes de fácil digestión y calado que ya emplearon sus antecesores, pero que se intuyen escasos en el contexto de la ambición tras una campaña de decepción a todos los niveles. Muchos esperan mano dura y un cierto autoritarismo, decisiones más o menos contundentes, un estilo de juego reconocible. Muchos retos empezando por el de la reacción.

Presidente y nuevo entrenador se esforzaron sobremanera en aclarar que todo empezó tiempo atrás, sin saltarse ningún mandamiento federativo

En cuanto a la gestación del fichaje de Berizzo; presidente y nuevo entrenador se esforzaron sobremanera en aclarar que todo empezó tiempo atrás, sin saltarse ningún mandamiento federativo, en una suerte de conversaciones y recomendaciones a varias bandas. Curioso que mientras Bielsa y Valverde ejercían en el Athletic hablasen con Urrutia de otro entrenador, curioso que no fuese nombrado en el capítulo de interlocutores quien aparece en las fotos de la llegada de Berizzo a Lezama en las redes sociales del club, aquel que más hincapié hizo para que fuera el argentino y no Ziganda el relevo de Valverde en el banquillo rojiblanco.

Curioso que algunos insistan en la nula relación del director deportivo con el primer equipo y algunos hechos aparenten lo contrario. Si lo de Valverde estaba claro desde que esta junta ganó las elecciones y la elección de Ziganda conversada incluso antes, sorprende la concatenación de informes paralelos de un cuarto técnico. Sería cosa de la dirección deportiva, apartada o no.

Ver en la fuente original.


Mundo Deportivo

Las noticias del FC Barcelona y del deporte hoy en MD: resultados de fútbol, partidos en directo, Real Madrid, Fórmula 1, motogp, Cristiano, Messi y más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *