No está siendo una semana fácil para Manolo Jiménez. El técnico se juega parte de su crédito el sábado en el Martínez Valero. Los últimos resultados -seis puntos en los últimos seis partidos- han alejado al equipo canario de los puestos altos de la tabla y en la grada ya se empieza a dudar del entrenador.

Los resultados no llegan y el juego del equipo no está siendo vistoso, algo que contrasta con la plantilla que ha diseñado el club. Todo lo que no sea ganar dejará muy tocada la imagen del entrenador sevillano, aunque desde la directiva quieren aparentar tranquilidad.

En los despachos las dudas también existen, aunque la idea es la de seguir confiando en el entrenador. El presidente, Miguel Ángel Ramírez, ya se ha reunido con los jugadores para hacerles saber que seguirá apostando por Jiménez: “Este es el único entrenador que vamos a tener”, comentó el presidente la semana pasada en dicha charla.

Con respecto a este tema, la plantilla está dividida. Son varios los jugadores de la plantilla que no casan con los planteamientos del entrenador, aunque de puertas hacia afuera se quiera aparentar normalidad.

A pesar del apoyo público de los jugadores, como el de Javi Castellano ayer ante los medios: “La plantilla está confiada de lo que está haciendo para dar el máximo y conseguir en cada partido los tres puntos. Nosotros no dudamos del míster y confiamos en él al 100%” y del de Ramírez internamente, Jiménez se juega más que tres puntos en Elche el sábado.

Ver en la fuente original.


Marca

La mejor información deportiva en castellano actualizada minuto a minuto en noticias, vídeos, fotos, retransmisiones y resultados en directo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *