Iván Rakitic repasa su trayectoria en la selección croata en una entrevista en The Guardian. El futbolista del Barcelona, que ha regresado a España tocado tras pedir el cambio en el encuentro del jueves, explica las sensaciones que vivió en el pasado Mundial de Francia y admite que la campaña ‘Football’s coming home’ que surgió en Inglaterra tuvo un efecto motivador de cara a la semifinal, en un duelo que se repetirá el domingo.

«Bueno, todos vimos lo de ‘Football’s Coming Home’. Es algo positivo que no se creó para ofender, aunque pensamos: ‘Sí, pero aún tienes que jugar con nosotros’. Entiendo que un país, el país del fútbol, tenía ese deseo, e Inglaterra estuvo cerca. Fue un buen marketing e intentamos algo similar con nuestro hashtag #family, pero pensamos: ‘Ahora más que nunca, queremos que vuelvan a casa’.

Sobre la final del Mundial: «Ese fue quizás nuestro mejor partido. Durante una hora fuimos mejores que ellos, muy superiores. Eso es algo que a veces puedes ver en la cara de tus oponentes. Francia no sabía cómo detenernos, cómo controlarnos, Cómo salir, atacar. En esa final, el dios del fútbol era francés. El primer gol viene de un tiro libre que no es una falta y VAR pudo haber intervenido porque Pogba estaba en fuera de juego».

La aplicación del VAR: «No me hables de VAR, lo he soñado mil noches. Si hay una penalización, la veo una vez y lo sé; no necesito verla 10 veces. Cualquier cosa que mejore el fútbol es bienvenida, pero con VAR, el juego se detiene, el fútbol pierde algo. Marcas un gol y no puedes celebrarlo, esperas a ver si el dedo del árbitro está en su oído o si está haciendo un gesto para la repetición de la televisión».

Ver en la fuente original.


Marca

La mejor información deportiva en castellano actualizada minuto a minuto en noticias, vídeos, fotos, retransmisiones y resultados en directo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *